En Marketing, como en el resto de facetas de nuestra vida, una buena preparación es vital para alcanzar nuestros objetivos marcados. Hoy te contamos cómo diseñar tu estrategia de marca online.

¿Offline u Online? Una de las preguntas más habituales que nos hacen nuestros clientes. Pero la pregunta debería ser, ¿dónde están tus clientes? ¿Cómo actúan tus clientes durante el proceso de decisión de compra? Si buscan información en google o navegan en internet para encontrar un producto o servicio como el tuyo, debes estar online.

Internet se ha convertido en mucho más que un escaparate para todos, siendo hoy en día un pilar central de los ingresos que saben sacar provecho de las ventajas de un buen posicionamiento online.

Los buenos resultados serán resultado de una planificación y diseño de la estrategia de marketing online. Diseñar tu estrategia de marca online te ayudará diseñar acciones que se traducirán en beneficios para tu marca, bajo un plan, tiempos y sistemas de medición de resultados. Veamos pues qué elementos debemos incorporar para asegurar su éxito.

Diseño Estrategia Online

Cómo diseñar tu estrategia de marca online: necesidades básicas

Toda buena estrategia necesita de un plan, la guía en la que se basarán las acciones de la compañía en el siguiente año o periodo y contiene desde la base de la propia estrategia de marketing online y conceptualización de la misma, hasta los objetivos y acciones concretas que propondremos para conseguir alcanzarlos.

Haciendo un resumen de mínimos, -dado que la complejidad de este tipo de análisis abarca muchos más factores-, podríamos afirmar que hay ciertos elementos que toda estrategia de marketing online debe incluir para que tenga éxito:

1. Dedica tiempo al Análisis

El primer punto para diseñar tu estrategia de marca online es saber en que punto estás. Conocer con claridad el lugar que ocupas y qué elementos pueden afectar a tu posición online, será una información que te dará soporte y te ayudará en la posterior toma de decisiones. Dedica tiempo a conocer a tu cliente, a tu competencia, y en especial a tu entorno y las herramientas de las que dispones. Algunas de las preguntas que deberías responder son:

¿Quién es tu cliente y por que te compra?
¿Qué competencia tienes?
¿De qué herramientas dispones actualmente?
¿Qué puede afectar a tu posición actual?

2. Domina las herramientas y segmenta

El marketing online es un elemento vital. El éxito de tus campañas online dependen cada vez de más de una buena combinación de las herramientas de marketing. Los responsables de marketing deben diseñar planes de espectro más amplio, incorporando todo el conjunto de plataformas que les permitan ganar visibilidad: mobile, online y social.

Pasamos más del 50% de nuestro tiempo en un entorno digital y pricinipalmente desde nuestros dispositivos móviles. Las Redes Sociales son un elemento fundamental, desde Instagram, Facebook o Tiktok hasta Pinterest o LinkedIn, todo dependerá de qué ofrezcas, y más importante, a quien se lo ofreces. El uso de estas herramientas abre oportunidades aún por explotar en tus acciones de promoción y marketing. Debes conocer en profundidad la utilidad de cada canal para tu estrategia online: datos de crecimiento, público, engagement, tendencia… Algunas de las preguntas que deberías responder son:

¿Conoces las redes sociales y el uso de Outbound o Inbound en cada una?
¿En qué medios online está presente tu marca?
¿Conoces el perfil de público presente en cada red social?
¿Exploras las diversas herramientas de marketing online que aparecen?

3. El contenido sigue siendo el REY

Crear y nutrir de un contenido de calidad tus publicaciones y mensajes, es algo básico y necesario para que tu estrategia de marketing digital funcione. Vibimos en un entorno que satura al usuario con publicidad a todos los niveles y que lo ha hecho de forma eficaz e inteligente.

Debes centrar el esfuerzo en el “content marketing”. Analiza qué tipo de mensaje quieres transmitir y como lo vas a hacer, y evita terminar en una lista de “no deseado”. Presta atención a las tendencias y conoce qué tipo de contenido has de dirigir a cada público. Innova e incorpora nuevas formas de comunicarte y añade cierta creatividad que logre sorprender.

La gran importancia de conocer la audiencia y la situación tanto interna como externa de la empresa define parte del contenido, ya que según en Content Marketing Institute, debido a la pandemia, el 94% de los profesionales de contenidos cambiaron su estrategia en 2020, reenfocando sus mensajes y ajustando los calendarios editoriales. Las preguntas que deberías hacerte son:

¿Qué tipo de mensaje quieres transmitir?
¿Tu contenido realmente aporta valor al usuario?
¿Segmentas el contenido según el perfil de cada cliente?
¿Buscas sorprender a tu audiencia con tus mensajes?

4. Mantén una escucha activa. Adaptación y flexibilidad

Una vez lanzas tu campaña online, recuerda que la mayor ventaja que te ofrece las redes sociales es seguir conectado a lo que ocurre en la comunidad y en torno a tu comunicación. Nutre tu estrategia con esta información y con ella, corrige las desviaciones o potencia los aciertos de tu estratategia de marketing online. Recuerda que las redes sociales además de un canal de comunicación de marcas e han convertido en un canal de atención al cliente, creando una plataforma de consultas, opiniones y comunicación bidireccional. Establece las pautas para rentabilizar esta oportunidad y mejora además la satisfacción general de tu cliente. Respóndete estas preguntas:

¿Estás adaptado a las nuevas formas de comunicación digital?
¿Usas las redes solo para comunicar o también para escuchar?
¿Tus clientes se sienten escuchados y que su opinión es relevante?
¿Sabes mantener un flujo de conversación con tu audiencia?

5. Presupuesto

Todos queremos ser el creador del video viral del año pero la realidad es que debemos dar visibilidad a nuestro contenido. El marketing online y en especial las redes sociales suelen darnos la falsa imagen de que aquí el marketing es gratis, y es algo totalmente erróneo. Apoya tus acciones con un presupuesto orientado, tanto a la creación de un contenido de calidad propio (evitar crear canales donde solo repliques contenido de otros) como en las acciones de inversión publicitaria. Pregúntate lo siguiente:

¿Eres consciente de tu presupuesto y el valor de tus acciones de marketing?
¿Diversificas tus inversiones de marketing en inbound y outbound marketing?
¿Cada vez que piensas en una acción, tienes en mente el coste?
¿Mantienes el equilibrio y mides el retorno de cada inversión de marketing online?

Esperamos que estos consejos te ayuden en adentrarte en la importancia de la planificación en nuestra estrategia de marketing online. En glowe ofrecemos un servicio integral que te ayudará a poner en marcha tu Plan de Digital Marca y afianzar el éxito de tus acciones.

¿Quieres seguir profundizando en la gestión de tu marca? Sigue aprendiendo aquí

Insights Branding